Café Dromedario

Cuatro cafés de oro fabricados en Cantabria para saborear esta Navidad. De Café Dromedario, claro

charo-baque-cafe-dromedario-oro

Unos cuántos cafés nos tomaremos esta Navidad en casa de familiares a los que hace algún tiempo que no vemos. Son momentos de reencuentro y de charla, de risas y recuerdos. En Cantabria siempre nos ha acompañado Café Dromedario y esta Navidad hay más razones que nunca para seguir disfrutando de su sabor con la familia porque acaban de poner a la venta cuatro cafés fabricados en la recta de Heras que se han llevado cuatro medallas de oro en el prestigioso International Coffe Tasting que se celebró en Brescia (Italia) a finales de octubre.

Estuvimos con Charo Baqué, consejera delegada, que desprendía felicidad por los galardones. Así se la ve en la foto, bien feliz, junto con el director de producción Fernando Franco y los cafés galardonados. “Nos hace mucha ilusión porque hemos renovado medallas (en 2012 se llevaron tres) y son catas a ciegas. Vamos, que no hay ni trampa ni cartón. Y además son cafés que se pueden tomar en hostelería y se pueden comprar en nuestras tiendas”. Por cierto, hay una en el Mercado del Este de Santander.

Café Dromedario fue la marca que más medallas de oro ganó en un certamen en el que compitieron 149 cafés de 15 países (Italia, Corea, Australia, Canadá, China, Alemania, Japón, Portugal, Eslovenia, España, Suiza, Tailandia, Taiwán, Estados Unidos, Vietnam). A las cuatro medallas de los cafés fabricados en Cantabria hay que sumar una más, de otro café, también del grupo Dromedario, que se fabrica en Vitoria, el Café La Brasileña 5 Alturas.

maleta-cafe-dromedario-medallas-oro

Aquí os contamos cuáles son los cuatro cántabros premiados con todas sus notas de cata. Todos son cafés en grano y de tueste natural. La verdad es que dan ganas. Imaginaos el olor de casa después de haber molido café y su paladar recién hecho.

– Dromedario Especial Espresso. Especial para hacer café espresso, con sensaciones florales, afrutadas y a frutos secos. Es un blend, es decir, una mezcla de cafés, compuesto de cafés de Colombia, Nicaragua y Guatemala, como arábicas lavados*; de dos tipos de cafés de Brasil, como arábicas no lavados*; y un pequeño porcentaje de café de Vietnama. Es un café muy redondo en boca, con un perfecto balance entre acidez, cuerpo y sabor, con un retrogusto muy agradable, intenso y persistente.

– Dromedario Etiopía Limu. Es un café muy completo y con excelentes notas afrutadas, notas a cardamomo, dulces y ligeramente picantes. Es completamente distinto a todo. Está cultivado en el área más extensa dentro de Djima al oeste de Etiopía. Es un arábica lavado de mezcla de variedades, procedente de varios caficultores y cultivado en sombra.

– Dromedario Colombia ‘El Tambo’. En boca tiene una acidez que recuerda a la naranja dulce dejando después una sensación de frescura, toques a vainilla y chocolate con leche.  Buen balance en cuerpo y acidez. La sensación final es muy agradable dejando sensaciones a avellana tostada, sensaciones dulces y chocolatosas. Arábica lavado de variedades típica y caturra cultivados a una altitud de entre 2.000 y 2.500 metros en pequeñas fincas del municipio de El Tambo, en Nariño Colombia.

– Dromedario Artesanía. Especialmente ideado para café espresso. Presenta sensaciones florales, frutos secos y achocolatadas. En boca resulta un café muy completo, una buena intensidad y aroma y un buen equilibrio entre acidez, cuerpo y dulzor. Presenta un retrogusto marcado y duradero. Blend compuesto de cafés de Colombia, Nicaragua y Guatemala como arábicos lavados; de dos tipos de cafés de Brasil como arábicos no lavados.

Para los no doctos en catas de cafés os dejamos aquí un poco de explicación de algunos términos técnicos que aparecen en el post.

¿Qué es un café árábica?

El café Arábica es originario de Etiopía y comprende un gran número de variedades. Se diferencian porque crecen en diferentes suelos, a diferentes altitudes, en distintos climas o porque están sujetas a diferentes influencias. Algunas de ellas son: typica, bourbon, java, criollo…En general, el arbusto del café arábica crece en alturas que van desde los 800 a los 2000 metros y su cultivo se desarrolla en plantaciones. El cafe arábica obtenido de estas plantas, ronda niveles de cafeína del 1% al 1,5% e incluso inferiores, lo cual supone una diferencia sustancial con el cafe robusta, con niveles del 3%.

*Cafe arábica lavada.
Son grandes granos, de forma elíptica, de coloración verde azulada y olor a verde. Tostado desarrolla grandemente su volumen y en la taza es un cafe aromático de excelente sabor. Se produce fundamentalmente en países centroamericanos y esteafricanos.

*Cafe arábica no lavado.
Cultivado básicamente en Brasil. Su cultivo se inició en 1732 en las entonces colonias portuguesas de Pará, Amazonas y Marañón. En 1760 se introdujeron cafetos procedentes de la colonia portuguesa de Goa, en la India. Son granos ovalados, de coloración verde amarillenta y olor a hierba verde, con sabores muy variados en función de la región de cultivo. Son típicos los Río, Riados y Riozonas por su característico y acusado sabor que recuerda a yodo.

Enhorabuena a todos los lectores que habéis llegado hasta aquí. Seguro que sabéis un poco más sobre el café que ayer.

Café Dromedario, con la cultura, la gastronomía y el deporte de Cantabria

charo-baque-azucarillos-palacio-festivales

Café Dromedario es una de esas empresas a las que nos gustaría parecernos de mayor. Tienen éxito empresarial, trabajan siempre con una sonrisa en la boca y ayudan a un montón de iniciativas que se llevan a cabo en la región o que lideran gente cántabra. No tenemos que mirar muy lejos. Gracias a su presencia en El Tomavistas os podemos enseñar todos los amaneceres del año. Para que os hagáis una idea del dinamismo de estos profesionales os vamos a contar algunas de las cosas que han hecho en los últimos 30 días.

  • Una nueva serie de azucarillos apoyando la programación cultural del Palacio de Festivales. Somos muchos los que leemos las pequeñas historias que cuentan los azucarillos mientras tomamos un café Dromedario. Hasta enero nos encontraremos con los espectáculos de la nueva temporada del Palacio de Festivales, con una pequeña reseña y el cártel de un total de 25 citas culturales. La cultura es siempre un aire fresco en estos tiempos algo convulsos que estamos viviendo y expandir este mensaje por la mayor parte de los bares de nuestra región es una labor para aplaudir. En la foto de este post están posando con los diseños de los azucarillos, Charó Baqué, consejera delegada de Café Dromedario y Fernando Franco, director de producción.

raul-alonso-gastronomika-san-sebastian-2014

  • Con la gastronomía cántabra en la San Sebastian Gastronomika 2014. El barista Raúl Alonso ha llevado sus creaciones al stand de Cantabria Infinita en la pasada edición de la Semana Gastronómica de San Sebastián, una de las citas culinarias más importantes del calendario. Los asiduos a este blog ya le conocéis porque en julio nos preparó unas creaciones para refrescarnos con café en verano que nos dejaron boquiabiertos. Café Dromedario acompañó a los cocineros con estrella de Cantabria. A Jesús Sánchez (Cenador de Amós), Ignacio Solana (Solana), Andrés Ruiz (El Serbal), José Antonio González (El Nuevo Molino) y Óscar Calleja (Annua). Poner en valor el talento gastronómico que tenemos en la región nos ayudará a atraer a nuevos visitantes.
  • El café oficial del Mundial de Vela Santander 2014. Los regatistas no se han podido quejar porque Café Dromedario sólo trabaja con la variedad arábica, la de mejor calidad del mercado.  La marca cafetera también colaboró en la fabricación de una maqueta para ciegos que permite hacer un recorrido táctil por todo el arco de la bahía, desde el abra del Sardinero hasta las localidades de Pedreña y Somo.
  • De bolos por la bahía de Cádiz. La Casa de Cantabria de Cádiz ha celebrado este fin de semana un torneo de bolos para todos los montañeses afincados por la zona. Allí también estuvo Café Dromedario, impulsando nuestro deporte vernáculo a 1.000 kilómetros de casa.

El café mejora el latir de nuestro corazón

cafe-dromedario-bueno-salud

Félix Martín, neumólogo del Colegio de Médicos de Burgos, es uno de los mayores expertos sobre café y salud de nuestro país. En el último encuentro de la Speciality Coffe Association of Europe impartió una ‘master class’ donde describió a los baristas y a los tostadores de café como “proveedores de salud”. ¿Sabéis por qué? Porque tomar unas tazas de café todos los días reduce el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes y enfermedades neurodegenerativas, como el párkinson o el alzhéimer, según numerosos estudios científicos. Hemos charlado un buen rato con Félix Martín y nos ha hecho un repaso a algunas de las conclusiones científicas más sorprendentes y que rompen muchos de los tópicos que hasta ahora se han asociado al café.

Por ejemplo, en un estudio publicado en 2012 por The New England Journal of Medicine miembros del Instituto Nacional de Salud de EE.UU. demostraron que tomar café de forma prolongada se asocia a una reducción de la tasa total de muerte. Estudiaron durante 13 años a 229.119 hombres y 173.141 mujeres y concluyeron que tomar entre 6 y 8 tazas de café diario reducía la tasa de mortalidad un 10% en varones y un 15% en las mujeres.

Otros estudios aseguran que el café también es bueno para el latir del corazón porque tiene carácter cardioprotector. Martín nos cuenta que “los infartos son la primera causa de muerte a partir de los 70 años”. Quizá por esta alta incidencia un grupo de científicos se puso a estudiar todos los artículos publicados en inglés desde enero de 1966 hasta enero de 2008 sobre café y el riesgo de sufrir una enfermedad coronaria. Eligieron los 21 más independientes. De 407.806 participantes, 15.599 sufrieron procesos coronarios a lo largo del periodo de estudio. Comprobaron que tomar entre 3 y 4 tazas de café reduce el riesgo de cardiopatía isquémica en un 18% en las mujeres y en un 13% en varones.

Más. Sobre los ictus. En marzo de 2008 se publicó un trabajo sueco en la revista ‘Stroke’. Se analizaron a 25.556 varones fumadores, de 50 a 69 años, que no habían sufrido un ictus. Asociaron el consumo de café con una reducción del riesgo de infarto cerebral, aunque no de hemorragia. Los que consumían 8 ó más tazas de café al día en comparación con los que tomaban dos tazas o menos veían reducido el riesgo de infarto cerebral en un 23%.

¿Y qué ocurre con la hipertensión y la prohibición de tomar café? En 2005 la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard publicó el primer estudio sobre el efecto de consumo de café y otras bebidas con cafeína sobre el riesgo de hipertensión arterial. Estudiaron a 155.594 enfermeras, libres de hipertensión arterial, durante 12 años. No encontraron ninguna asociación entre la ingesta de café y esta enfermedad. Sí lo hicieron con las bebidas de cola.

En diciembre de 2012 se publicó en Journal Hipertension otro análisis en el que los autores de la Clínica Mayo evaluaron 614 estudios que comparaban la incidencia de hipertensión arterial en consumidores de café. 15 estudios cumplían con criterios independientes y su análisis concluyó que “no podían hacer recomendaciones ni a favor ni en contra del consumo de café a los pacientes hipertensos”.

Ya hay médicos que, basados en todos estos estudios, recomiendan tomar café como parte de una vida sana. Rigor científico no les falta.